Cremas depilatorias: consejos para la depilación y el cuidado de la piel

Las cremas depilatorias son una opción fantástica si lo que quieres es una depilación rápida e indolora. Son una opción perfecta para aquellas mujeres que no tienen tiempo durante el día. Algunos productos te proporcionan unas piernas suaves como la seda en tan solo cinco minutos[1], ¡sin siquiera salir de la ducha! Pero con estos resultados tan convenientes, ¿serán las cremas depilatorias adecuadas para todo el mundo?

Existen muchos tipos de pieles diferentes. Y a menudo estos pueden cambiar con el tiempo, por ejemplo, debido a los cambios hormonales experimentados durante el embarazo[2]. Aunque es importante ser consciente de la sensibilidad de tu cuerpo, es realmente alentador saber que hay muchas opciones cuando se trata de buscar una piel lisa y sin vello, ¡incluyendo las cremas depilatorias! El truco está en encontrar la opción más adecuada para ti.

¿Cómo funcionan las cremas?

Las cremas depilatorias actúan disolviendo la estructura de queratina del vello, provocando su debilitamiento en la base y permitiendo que sea más fácil enjuagarlo o eliminarlo. Por lo general, este proceso cuenta con la ayuda de ingredientes químicos alcalinos, diseñados para descomponer de forma segura estas proteínas.[3] Normalmente, son seguros de aplicar sobre la piel, pero por supuesto, todos experimentamos diferentes niveles de sensibilidad, por lo que es importante que conozcas tu propio tipo de piel al explorar las opciones de depilación.

¡El mejor consejo!

Si no tienes experiencia en esto de las cremas depilatorias, te recomendamos que hagas una prueba en un trocito pequeño de piel cada vez que uses el producto y antes de pasar a una zona más amplia.

¿Puedo usar cremas depilatorias durante el embarazo?

No hay una norma clara y definida sobre cómo se comportará tu cuerpo durante el embarazo. Sin embargo, muchas mujeres experimentan una mayor sensibilidad en la piel[4], e incluso notan la aparición de vello más grueso y oscuro en zonas nuevas y no deseadas debido a los cambios hormonales en su cuerpo.[5] Razón de más para que encuentres tu producto depilatorio perfecto! Si experimentas sensibilidad en la piel, puede ser una buena idea que pruebes una de las variedades de cremas de la gama Veet® formuladas especialmente para pieles sensibles, que están enriquecidas con ingredientes calmantes como el Aloe vera. ¡Así que no hay razón alguna para dejar pasar estos nueve meses tan especiales sin la sensación de tener una piel suave y sedosa!

Tengo la piel sensible. ¿Debería evitar las cremas depilatorias?

Una vez más, elegir la fórmula diseñada para pieles sensibles puede ser tu mejor elección. El Áloe vera se añade a la gama Veet® pieles sensibles para hidratar la piel. Mantener la piel hidratada es muy importante. Incluso simples hábitos como beber más aguar[6], reducir el uso de productos perfumados e incluso darse duchas calientes más cortas pueden ayudar a disminuir el picor y la irritación[7]. No olvides que siempre puedes consultar a tu médico si estás muy preocupada por la irritación de tu piel.

¿Son las cremas depilatorias aptas para las ingles?

¿Invitación de último minuto a la playa? Las cremas depilatorias pueden ser ideales si lo que buscas es evitar el dolor de la depilación con cera, pero aun así quieres una opción de depilación rápida y cómoda para tu zona del bikini. ¡También puedes quitar con las pinzas cualquier pelo suelto que haya quedado para obtener resultados puntuales!

Las cremas depilatorias pueden ser una opción fantástica para una eliminación rápida e indolora del vello. ¡Así tú próximo viaje a la playa será espectacular! Como siempre, si no estás segura de si las cremas depilatorias son el método apropiado para ti, antes de decidirte por un producto, simplemente pruébalo en una pequeña zona de la piel.